«Viajar por la costadel Oriente de Asturias es encontrar un territorio que se puede comparar con muy pocos otros. Poco después de regresar a casa me preguntaron que a qué se parece, pero no encontré una respuesta fácil.»

«Aquí todo son precipicios que se hunden en el Cantábrico, playas —algunas anchas y extensas, otras minúsculas, cada una diferente de la siguiente—, prados, caminos por los que da gusto perderse.»

«Hay veces en que en esta zona parece que las cosas están al revés del mundo: la costa se cubre de niebla y la temperatura baja y, sin embargo, un poco tierra adentro, a 200 metros de altitud, brilla el sol y hace bastante más calor.»


«El agua fría del Cantábrico condensa la humedad de aire, las montañas cercanas impiden el movimiento del aire y se forman unas brumas espesas que juegan un extraño baile con los farallones calizos que surgen del mar.»

«La escasa distancia entre el mar y la montaña en el oriente asturiano permite en un mismo día poder disfrutar de las magnificas playas de la costa oriental y de las majestuosas cumbres de los Picos de Europa o de las sierras del Cuera y del Sueve lo que posibilita en una misma jornada actividades muy diferentes.»

      www.asturnatura.com

Fotografía: Paco Calzado Díaz

Ana I. Díaz Goti

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest